GCBA

EL DIARIO DIGITAL DE LA CIUDAD

Calle Corrientes:180 mil personas participaron

Escrito por Patricia Alonso.

 

 

La Ciudad de Buenos Aires inauguró el pasado sábado la nueva Calle Corrientes con un acto que contó con la participación de más de 180.000 personas, que pudieron disfrutar al aire libre de espectáculos teatrales, danzas, musicales y juegos.El jefe de Gobierno porteño, Horacio Rodríguez Larreta, participó del acto de apertura y expresó: “Trabajo terminado, cumplimos, además con el plazo que habíamos dicho, y lindísimo ver tanta gente disfrutando. Ojalá que a partir de ahora que Corrientes es peatonal tengamos gente como tenemos hoy, que venga a disfrutar de los teatros, de las pizzerías, de las librerías, de la noche de Corrientes que es un lugar fantástico de la Ciudad”.

Y agregó que “además nos ayuda a traer más turismo, el turismo nos genera mucho trabajo en la Ciudad, en los hoteles, en los restaurantes, en el entretenimiento”.El Jefe de Gobierno destacó a su vez que “lo hicimos todo en conjunto con los teatros, con los productores de todo Corrientes” y que “ellos participaron con nosotros desde el primer día en el diseño del proyecto, tiene toda la parte de la obra pero también tiene toda una mejora de la seguridad, en la recolección de basura”.

“Yo me comprometí públicamente, dijimos que terminaba en abril, terminó en abril y acá estamos e inauguramos. Lo mismo vamos a cumplir con las otras obras grandes que tenemos”, aseveró. Un total de 350 bailarines y bailarinas interpretaron musicales sobre los balcones y terrazas de la Av. Corrientes, y se extendió a lo largo de siete cuadras. Se realizaron proyecciones sobre el Teatro San Martín recordando las grandes obras que se presentaron en sus salas y hubo artistas colgados de las terrazas que dieron un espectáculo desde el aire. Se colocaron dos pianos en la calle, uno para homenajear a María Elena Walsh y otro (intervenido artísticamente) para el público.

Los elencos de los grandes musicales en cartel y los protagonistas de las obras de teatro también estuvieron en la calle, al igual que la Orquesta Académica y el Instituto Superior del Teatro Colón, donde sus alumnos de caracterización maquillaron a los vecinos.Las familias participaron de talleres, visitas guiadas, espectáculos infantiles y juegos interactivos en cada cuadra de la Avenida, e incluso participaron por entradas para ver diferentes obras. Hacia el final del recorrido, se desplegó una escalera característica del teatro de Revista en donde los vecinos se sacaron fotos y vieron el saludo final de una obra en vivo.

El Obelisco, de fondo, completó la postal intervenida por proyecciones con referencias a los diferentes teatros, librerías, pizzerías y a las grandes luminarias que han distinguido a la calle Corrientes a lo largo de la historia.La Calle Corrientes fue transformada para generar un ambiente de paseo peatonal y así desarrollar la actividad cultural de la Ciudad. La puesta en obra consistió en dos etapas.La primera, que comprendió el tramo entre las calles Carlos Pellegrini y Florida, se puso en valor con los trabajos de reducción de carriles vehiculares, la nivelación de los cruces transversales y el ensanche de las veredas para generar más espacio peatonal.

Las dársenas se conservaron para las paradas de taxis y colectivos, la carga y descarga de mercancías y el estacionamiento de motos.En tanto, la segunda etapa comprendió el área que va desde Callao hasta Cerrito y contempló la creación de un cantero central para dividir la avenida en dos partes: sobre la izquierda quedaron dos carriles para autos particulares que se van a convertir en área peatonal por la noche (de 19:00 a 02:00) a partir del próximo lunes; sobre la derecha, otros dos carriles que son exclusivos para el transporte público (taxis y colectivos) las 24 horas.

El tramo que va desde Libertad hasta Cerrito ahora no tiene boulevard central ni se va a dividir el tránsito. En esta cuadra se integraron todas las modalidades de transporte para desembocar en el Nodo Obelisco de una manera ordenada. También se incorporaron bancos, luminarias, cestos y contenedores con el objetivo de incentivar el uso como zona peatonal, generando un ambiente de paseo y disfrute en la avenida más tradicional de la Ciudad.